AP NEWS
Related topics

Dueño de Cowboys suaviza postura pese a otra derrota

November 29, 2019 GMT
Un joven fanático muestra un mensaje dirigido a Jerry Jones, dueño de los Cowboys de Dallas, durante el partido del Día de Acción de Gracias, el jueves 28 de noviembre de 2019, que el equipo perdió ante los Bills de Buffalo en Arlington. El mensaje dice: "Querido Jerry, todo lo que quiero para Navidad es un nuevo entrenador" (AP Foto/Michael Ainsworth)
Un joven fanático muestra un mensaje dirigido a Jerry Jones, dueño de los Cowboys de Dallas, durante el partido del Día de Acción de Gracias, el jueves 28 de noviembre de 2019, que el equipo perdió ante los Bills de Buffalo en Arlington. El mensaje dice: "Querido Jerry, todo lo que quiero para Navidad es un nuevo entrenador" (AP Foto/Michael Ainsworth)

ARLINGTON, Texas, EE.UU. (AP) — Jerry Jones cree todavía que sus Cowboys pueden llegar a los playoffs. Y mencionó incluso la posibilidad de disputar el Super Bowl, pese a otra derrota.

Por ahora, Dallas tiene una foja de 6-6, sigue liderando la División Este de la Conferencia Nacional y Jason Garrett continúa como entrenador, tras el revés sufrido el jueves, por 26-15 ante los Bills de Buffalo en el Día de Acción de Gracias.

“Estoy esperando otro partido. Me encuentro ansioso por ganar cuatro o cinco seguidos... y por ayudar a que se escriba una historia de la que pueda hablarse: cómo se siente parecer fuera y lograrlo”, comentó Jones. “Lo digo de verdad. Ésa es la forma en la que opero. Cada decisión que yo tome en el próximo mes buscará llevarnos al Super Bowl ahora”.

El millonario lució evidentemente decepcionado y emotivo. Fue posible ver algunas lágrimas en sus ojos, después de que salió de un vestuario desde el que se alcanzaron a escuchar los gritos ahogados de algunos jugadores.

Pero la actitud de Jones fue muy distinta a la mostrada después del domingo, cuando los Cowboys cayeron por 13-9 en Nueva Inglaterra. En aquel entonces, arremetió contra su cuerpo de entrenadores.

Cuatro días después, con otra derrota a cuestas, Jones insistió en que no iba a permitir que cundiera el pánico, sino que buscaría formas de ayudar al equipo.

“Esas formas no pasan por un cambio de entrenador. Tampoco por reestructurar el ataque o la defensa”, indicó. “Ésas no son alternativas para que nosotros nos preparemos a fin de jugar durante el próximo mes y nos demos una oportunidad de estar donde queremos”.

Dallas juega en Chicago el próximo jueves por la noche. Le restan encuentros ante los Rams de Los Ángeles, los Eagles de Filadelfia y los Redskins de Washington.

En la presente campaña, los Cowboys no han derrotado a un solo equipo que ostente una foja positiva. Tienen un récord de 3-6 después de comenzar la temporada con tres victorias consecutivas _todas contra rivales que actualmente suman dos victorias cada uno_, en lo que es el último año del contrato de Garrett.

Pero han ganado sus cuatro partidos frente a sus adversarios divisionales _que tienen fojas perdedoras. Dallas doblegó en dos ocasiones a los Giants de Nueva York (2-9), logró un triunfo sobre los Eagles (5-6) y otro ante los Redskins (2-9).

El linebacker Jaylon Smith admitió que había mucha gente disgustada en el camerino.

“Desde luego, entendemos el tipo de equipo que tenemos y de qué somos capaces”, manifestó. “Tenemos que encontrar una solución. Es un momento crítico”.