AP NEWS
Related topics

EEUU: Independientes siguen esperando ayuda por desempleo

April 24, 2020 GMT
Una empleada de la organización de asistencia Together Omaha entrega como ayuda paquete de huevos a una mujer en una camioneta en Omaha, Nebraska, el jueves 23 de abril de 2020, mientras ambas utilizan cubrebocas debido a la pandemia de coronavirus, que ha afectado el empleo en el estado. (AP Photo/Nati Harnik)
Una empleada de la organización de asistencia Together Omaha entrega como ayuda paquete de huevos a una mujer en una camioneta en Omaha, Nebraska, el jueves 23 de abril de 2020, mientras ambas utilizan cubrebocas debido a la pandemia de coronavirus, que ha afectado el empleo en el estado. (AP Photo/Nati Harnik)

WASHINGTON (AP) — Al igual que muchos estadounidenses encerrados por la pandemia de coronavirus, Jeff Kardesch, de Austin, Texas, pasa mucho tiempo en las redes sociales. No sostiene charlas ociosas con amigos. Kardesch tiene el apuro de saber cuándo recibirá la asistencia por desempleo que necesita.

Su trabajo como productor independiente de películas y comerciales se esfumó cuando Austin canceló a principios de marzo el festival anual South by Southwest. Desde entonces no ha tenido otro trabajo.

Sin embargo, como Kardesch es su propio empleador, es un dolor de cabeza para él conseguir ayuda por desempleo, o incluso saber cuándo se le dará. Un nuevo programa de asistencia federal ha incluido por primera vez a los trabajadores independientes como él para que tengan prestaciones por desempleo. Sin embargo, Texas, al igual que la mayoría de estados, ha tenido que establecer un nuevo sistema para procesar estas nuevas solicitudes de subsidio y entregar el dinero.

Kardesch, de 23 años, presentó su solicitud a finales de marzo. Se la rechazaron rápidamente. Volvió a presentarla. No hubo suerte.

“Es frustrante”, afirmó Kardesch. “Nada ha funcionado a la fecha. Lo más que puedo hacer es sólo presentar la solicitud, que me la rechacen y permanecer en el sistema”.

El número de estadounidenses que han solicitado asistencia por desempleo es impresionante: Más de 4,4 millones la semana pasada y 26 millones en cinco semanas desde que el coronavirus paralizó gran parte de la economía de la nación. Es fácilmente la peor racha de pérdida de empleos en la historia de Estados Unidos. Los economistas aseguran que los despidos podrían disparar la tasa de desempleo hasta 20%, que sería su peor nivel desde la Gran Depresión.

Pero hay muchas más solicitudes por llegar, entre ellas las de millones de contratistas independientes y trabajadores de plataformas. La mayoría de los estados no han comenzado a aprobar las solicitudes de estos grupos.

El Departamento de Trabajo calcula que 10,6 millones de estadounidenses trabajan como contratistas, lo cual significa que su empleo es por tiempo limitado y reciben pocas prestaciones, si es que alguna. Otros 16 millones son trabajadores independientes. Y quizá 1,5 millones son trabajadores de plataformas, como conductores de Uber, aunque la mayoría las realiza como segundo empleo.

Incluso si una cuarta parte de ellas pide el subsidio. harán que se eleven las nuevas solicitudes, aunque es difícil precisar una cifra. Kardesch y otras personas que ya pidieron el subsidio y fueron rechazadas no serán incluidas en las estadísticas como nuevas solicitudes una vez que Texas comience a aprobarlas.

La demora se debe a que los estados tienen en archivo a los trabajadores convencionales que reciben las formas W-2 y cuyos empleadores pagaron los impuestos por desempleo. Sin embargo, el proceso es más complicado para los contratistas y otros trabajadores independientes, que típicamente reciben las formas 1099. Las agencias estatales necesitan documentación adicional y sus sistemas no están configurados para procesarla.

El miércoles, la Comisión de la Fuerza Laboral de Texas dijo que había comenzado a procesar las solicitudes de los trabajadores independientes y a reconsiderar las que fueron rechazadas. Otros estados todavía no están listos. Ohio afirma que lo hará hasta mediados de mayo. California asegura que comenzará a aceptar las solicitudes la próxima semana. Pensilvania y Massachusetts apenas comenzaron a hacerlo.