Related topics

    Manifestantes irrumpen en ministerio en Líbano en protesta

    November 26, 2021 GMT
    Niños buscan algo de valor en la basura junto a un mercado en Beirut, Líbano, el lunes 12 de abril de 2021. (AP Foto/Hassan Ammar, Archivo)
    Niños buscan algo de valor en la basura junto a un mercado en Beirut, Líbano, el lunes 12 de abril de 2021. (AP Foto/Hassan Ammar, Archivo)
    Niños buscan algo de valor en la basura junto a un mercado en Beirut, Líbano, el lunes 12 de abril de 2021. (AP Foto/Hassan Ammar, Archivo)
    Niños buscan algo de valor en la basura junto a un mercado en Beirut, Líbano, el lunes 12 de abril de 2021. (AP Foto/Hassan Ammar, Archivo)
    Niños buscan algo de valor en la basura junto a un mercado en Beirut, Líbano, el lunes 12 de abril de 2021. (AP Foto/Hassan Ammar, Archivo)

    BEIRUT (AP) — Un pequeño grupo de manifestantes irrumpió en un ministerio en Beirut el viernes por la madrugada y retiró una foto del presidente de una de las salas principales, al tiempo que la libra libanesa cayó a su nivel más bajo hasta el momento y se agrava la crisis económica y política.

    Los manifestantes que irrumpieron en el Ministerio de Asuntos Sociales dijeron que las condiciones de vida en el país se han vuelto insoportables como resultado del derrumbe económico y la caída de la libra, que llegó a 25.100 por dólar.

    Los precios se han alzado por las nubes al anular el gobierno los subsidios a los combustibles y algunos medicamentos, que han quedado fuera del alcance de muchos. Alrededor de las tres cuartas partes de la población de 6 millones, incluidos 1 millón de refugiados sirios, viven en la pobreza. El salario mínimo mensual equivale a unos 27 dólares.

    ADVERTISEMENT

    Los manifestantes culpan al ministerio por la lentitud para emitir tarjetas de racionamiento que se supone dan a las familias pobres una ayuda financiera mensual.

    Los manifestantes irrumpieron en la sala de reuniones del ministerio, retiraron un retrato del presidente Michel Aoun y lo reemplazaron con una bandera con la leyenda en árabe “revolucionarios del 17 de octubre”.

    En esa fecha de 2019 comenzó una ola de protestas nacionales contra la clase dominante, a la que se achaca décadas de corrupción y desgobierno que le han provocado al pequeño país la crisis económica y financiera más grave de su historia.

    La crisis se ha visto agravada por la pandemia de coronavirus y la explosión de agosto de 2020 en el puerto de Beirut que dejó 2016 muertos y más de 6.000 heridos y destruyó parte de la capital.

    El gabinete conformado en septiembre luego de un vacío de 13 meses no se reúne desde hace seis semanas en medio de profundas divisiones acerca de quién debe ser el juez que investigue la explosión. Las declaraciones de un ministro que provocaron un diferendo diplomático con las naciones árabes del Golfo Pérsico han agravado los antagonismos.

    En otras partes del país, manifestantes colocaron carteles con la leyenda, “la mafia destruyó la libra libanesa” en las paredes de bancos, informó la Agencia Noticiosa Nacional.

    Desde hace dos años, prestamistas locales han impuesto controles informales de capital que impiden el acceso de mucha gente a sus ahorros.