AP NEWS
ADVERTISEMENT
Related topics

Navidad inusual en Florida: Frío y cuarentenas

December 24, 2020 GMT
ARCHIVO - En esta foto del 22 de enero del 2020, una iguana aturdida yace en el suelo en el parque Cherry Creek, en Oakland Park, Florida. Como son reptiles de sangre fría, las iguanas que viven en árboles en el sur de Florida a menudo quedan paralizadas en el frío, lo que hace que caigan el suelo cuando la temperatura se desploma, aunque siguen vivas. (Joe Cavaretta/South Florida Sun-Sentinel vía AP)
ARCHIVO - En esta foto del 22 de enero del 2020, una iguana aturdida yace en el suelo en el parque Cherry Creek, en Oakland Park, Florida. Como son reptiles de sangre fría, las iguanas que viven en árboles en el sur de Florida a menudo quedan paralizadas en el frío, lo que hace que caigan el suelo cuando la temperatura se desploma, aunque siguen vivas. (Joe Cavaretta/South Florida Sun-Sentinel vía AP)

ORLANDO, Florida, EE.UU (AP) — Con temperaturas inesperadamente frías y cuarentenas por la pandemia, Florida se apresta a tener unas navidades como ninguna otra en la memoria reciente. Y eso sin mencionar a las iguanas.

El Servicio Nacional de Meteorología advirtió esta semana que el sur de Florida pudiera registrar su día de Navidad más frío en 21 años. Las bajas el sábado pudieran caer cerca de cero grados centígrados, afirmó esa agencia .

“Se esperan temperaturas más frías para Navidad”, expresó en Twitter la agencia. “Es posible que caigan iguanas”.

Como son reptiles de sangre fría, las iguanas que viven en árboles en el sur de Florida a menudo quedan paralizadas en el frío, lo que hace que caigan al suelo cuando la temperatura se desploma, aunque siguen vivas.

ADVERTISEMENT

En Jacksonville, se espera que las temperaturas caigan de unos 27 grados Celsius (80 Fahrenheit) el jueves a alrededor de 1 grado centígrado bajo cero (30 Farenheit) el viernes, lo que sería uno de los cinco días de Navidad más fríos que se hayan registrado, afirmó el Servicio Nacional de Meteorología allí.

Varias tormentas y fuertes vientos se acercaban al norte del estado en vísperas de Navidad.

En todo el estado fueron abiertos albergues para acoger a personas que de otra manera estarían expuestas al frío, incluyendo varias iglesias que planeaban realizar misas navideñas. Muchos de los albergues prometieron mantener el distanciamiento social y máscaras para prevenir la diseminación del coronavirus.